La Historia de Rocío

Rocío trabajaba como presentadora de noticias en Texas. Ella tenía como idea hacer un reportaje para el mes del Cáncer de Seno. Su historia era para motivar a mujeres a hacerse el examen de cáncer de seno. Como parte de su historia ella iba a ir al doctor a hacerse una mamografía. Cuando estaba ahí, escribiendo su historia, le detectaron cáncer a ella. Al principio Rocío estaba muy enojada porque no entendía el porque de su diagnóstico, si ella hacía mucho ejercicio y comía bien. Esto no era parte de la historia que estaba escribiendo. Su familia vivía a ocho horas de donde ella trabajaba. Rocío le dijo a su directora que no quería ir a terapia ni a ningún tratamiento, no tenía tiempo para esto. Después de un proceso muy personal Rocío descubrió que en su interior estaba la lucha y el espíritu de una sobreviviente. Y hoy aprovecha cualquier oportunidad para educar y motivar a mujeres a hacerse un examen de cáncer de seno. Nos dice, “No importa que profesión tengas, ni cuanto te cuides, le puede pasar a cualquiera.” Gracias a que le tocó hacer este reportaje, ella pudo darse cuenta de que tenía cáncer de seno a tiempo y pudo salvar su vida. No esperes a que sea muy tarde, hazte un examen de cáncer de seno y mantén cada lazo presente.

Envíales un mensaje ahora recordándoles lo importante que es para ti que se cuiden y protejan.

Un cáncer de seno detectado y tratado a tiempo tiene un 99% de posibilidades de sobrevivencia, sin embargo detectado tarde sólo un 23%. Comprométete a que todas las mujeres que amas se hagan un examen de seno.